Blockchain para agilizar los envíos de dinero en 2020

Publicado por Equipo Editorial de Gelt Giro

Publicado el 13/12/2020


La tecnología blockchain o de cadenas de bloques ha llegado para cambiar la forma en que se realizan las transferencias internacionales de dinero y ha hecho que tanto bancos como agencias de remesas se fijen en sus posibilidades.

El estado del arte en cuanto a las transacciones financieras avanza a ritmos tan acelerados que, a veces, es difícil de seguir. La digitalización no solo ha traído nuevos actores como fintech o startups que compiten directamente contra bancos y agencias de envíos de remesas por un trozo de la tarta de las transferencias internacionales de dinero. Han surgido nuevas tecnologías que tratan de modificar el status quo del mundo de los envíos de dinero y, por tanto, de las remesas.

Es el caso de blockchain, o cadena de bloques, una tecnología que nace en la década de 1990 y que tiene en las monedas Bitcoin y Ethereum sus exponentes más populares. Pero ¿cómo funciona blockchain? La cadena de bloques consiste en un registro distribuido de varios nodos de red que funciona por la validación de todos los usuarios de la red y que permanece cifrado.

Para ponerlo en palabras más sencillas, usaremos un ejemplo:

Cuando una persona quiere hacer una transferencia de dinero a través de blockchain, esta se representa por un bloque; este bloque se transmite al resto de usuarios de la red que lo validan; una vez validado, se suma a la cadena de bloques y queda registrado de forma transparente; finalmente el dinero llega al destino. Cada registro queda verificado por los nodos y se añaden a los bloques que quedan enlazados a toda la cadena. De esta manera, queda registro de la transacción y la tecnología de cifrado garantiza su seguridad. Al estar todos los bloques relacionados entre sí por la cadena, esta es prácticamente impenetrable.

Impacto de blockchain en las transacciones

La tecnología más conocida de blockchain es el bitcoin, un tipo de criptomoneda que fue diseñado en 2008 por Satoshi Nakamoto, cuya identidad se desconoce y no se sabe si es una única persona, un grupo de personas o una entidad. Su característica principal es que no está respaldado ni controlado por ningún banco central y funciona de manera descentralizada entre los usuarios de la red.

Las características de bitcoin y de otros ejemplos de cadenas de bloques evidencian un cambio en la forma de entender las transacciones de dinero. Hasta ahora, y todavía hoy en día, las transferencias de dinero precisan de intermediarios: bancos, agencias de remesas, Fintech y otros organismos como departamentos de correos o servicios públicos. Sin embargo, blockchain elimina estos intermediarios. Al estar verificado por todos los usuarios de la red, los intermediarios desaparecen y, con ellos, se desvanecen prácticamente las comisiones y los tiempos de transacción.

Este es el gran valor de la cadena de bloques y de su potencial para el envío de remesas. Al eliminar a los intermediarios, los costes se reducen prácticamente a cero. Ante la realidad de un servicio de transferencia de dinero descentralizado y no regulado, organismos como bancos centrales han empezado a discutir sobre la posible legislación que aplica a estos sistemas e incluso sobre la posibilidad de crear sistemas propios de cadenas de bloques como ya ha hecho China o Europa.

Reacción de los agentes

Como cualquier nueva tecnología, a un primer periodo de negación sigue un segundo de aceptación y un tercero de adopción. En esta última fase están los principales bancos españoles, que están viendo en blockchain una oportunidad para su negocio de transacciones digitales de dinero. El primero en adoptarlo en España fue el Banco Santander, con su servicio One Pay FX. Otros bancos han seguido su estela y actualmente los cinco principales bancos del país (BBVA, CaixaBank, Bankia, Santander y Sabadell) están probando la tecnología a través del sistema nacional de pagos que gestiona Iberpay.

No solo los bancos ven oportunidades en la cadena de bloques para modernizar su tecnología y ofrecer nuevos servicios a los clientes. Las agencias tradicionales de envío de remesas también se están subiendo a la ola de blockchain. Ahora mismo, se están produciendo turbulencias en este ámbito que tienen a la cadena de bloques como uno de los actores. Recientemente, se ha conocido la intención de Western Union de adquirir MoneyGram. Esta compañía está asociada a Ripple, una importante empresa de gestión de blockchain y que le ha reportado nueve millones de dólares en beneficio en el último trimestre.

Consecuencias y Maradona

Los efectos para los clientes de estos movimientos en la adopción de blockchain por parte de los agentes son difíciles de prever ya que, al seguir siendo utilizando por los operadores tradicionales, es previsible que las comisiones se mantengan. Sí es posible que a escala de usabilidad, la tecnología mejore los tiempos en los envíos de remesas y facilite las gestiones.

El impacto de blockchain llega a todos los rincones. Incluso afecta a la muerte de Maradona, que ha sumido en la tristeza a Argentina. Poco después de su fallecimiento, aparecía un token (unida de valor) en Ethereum con un dibujo de Maradona coleccionable como homenaje y que se ha abierto para su puja, según informa Criptonoticias. Además, hace unos meses, la empresa Sorare, que organiza una liga de fútbol de fantasía similar a los álbumes de cromos y basada en blockchain, incluía a Maradona en su catálogo. Se trata de una de las figuritas más cotizadas.

Como se puede ver, blockchain es una realidad que ha llegado para quedarse y para revolucionar no solo el sector de las transacciones de dinero. Las posibilidades que se abren son infinitas.